actualidad

DESCUBRE A TU AMIGO INVISIBLE

Rita Ladrón · Voluntaria de ADA Alfaro

Rita-Ladron

"En la Asociación te sientes muy valorada por los usuarios, te quieren un montón y agradecen la compañía"

• Nombre: Rita Ladrón.
• Edad: 71 años.
• Es voluntaria desde: 2015.
• Profesión: ama de casa.
• Tareas en la asociación: acompañamiento en los talleres y vicepresidenta de la Junta. 

Atesora tantos años vinculada a ADA Alfaro que cuando a Rita se le pide un recuerdo especial de todo este tiempo, varias personas aparecen en su mente: “He encontrado gente encantadora. En la Asociación te sientes muy valorada por los usuarios, te quieren un montón y agradecen la compañía”. Con motivo del 25 aniversario de la entidad social, Rita nos cuenta su experiencia y expone las metas de ADA Alfaro.

¿Por qué empezaste a colaborar con la Asociación para la Demencia de Alzheimer de Alfaro?
A mi madre le afectó la enfermedad con 80 años y le llevamos al centro de la asociación. Allí recibió tanto cariño y empatía de las personas voluntarias que decidí colaborar.

¿Qué tareas desempeñas?
Primero me propusieron ayudar como miembro de la junta directiva, acepté y durante unos años fui vocal. Posteriormente me hice voluntaria para acompañar a los usuarios en los talleres de estimulación cognitiva. Además, actualmente soy vicepresidenta.

¿Qué es necesario para realizar tu labor?
Hay que saber qué es la enfermedad de alzhéimer y el deterioro cognitivo; pero lo más importante es tener la voluntad de ayudar. ADA Alfaro cumple 25 años.

¿Cuáles son los objetivos de futuro?
Estamos muy orgullosos de la labor realizada durante todos estos años. Queremos seguir adelante para que el centro permanezca en Alfaro. Además, deseamos recibir más usuarios porque hay cabida. Para ello necesitamos la ayuda del ayuntamiento y de la comunidad autónoma, que animen a venir a las personas que están en lista de espera para los centros de día. Aquí estarán muy bien atendidos.

¿Cómo alentarías a otras personas a colaborar?
El deseo tiene que salir de la propia persona. Después le contaría que va a sentir una gran satisfacción y que recibirá mucho más de lo que dará. Yo lo viví con mi madre y lo mucho que le ayudaron las personas voluntarias. Por eso decidí que también iba a seguir ese camino y no me arrepiento. He pasado grandes momentos con ellos y he sentido que sirve para algo lo que estamos haciendo. Eso reconforta y gratifica.

Para ti, ADA Alfaro es…
Al principio fue una gran ayuda para mí y mi familia por la enfermedad de mi madre. Después ha sido una experiencia de vida. He aprendido muchísimo y me he encontrado muy a gusto. Estoy encantada y orgullosa de pertenecer a ella.